Estrés: ¿Qué es y cómo reducirlo?

Las situaciones de todos los días provocan estrés. Para relajarse, lo mejor es saber qué es esta presión física y mental, y cómo se puede controlar.

el estrés

Cuando uno tiene muchas cosas para hacer, se estresa. Todo el mundo se siente así alguna vez, sin saber cómo afecta el estrés en el cuerpo.

Hay diferentes soluciones para relajarse y deshacerse de este malestar. La mas sencilla y práctica es la respiración.

Por eso, aprende sobre el estrés y cómo combatirlo mediante sencillos ejercicios de respiración.

reducir el estrés

Índice

    ¿Qué es el estrés?

    Una persona, al verse envuelta por un exceso de situaciones que la superan y no sabe controlar, se siente derrotada al tratar de resolverlas.

    Como si un desafío fuese el enemigo, el cerebro activa la señal de peligro. Entonces, el cuerpo reacciona tensionando los músculos, aumentando el pulso y provocando un estado de alerta.

    Esta sobrecarga que afecta al cuerpo es estrés.

    Y como en todo, hay dos tipos de presión: el positivo y el negativo.

    Estrés positivo

    El eustrés (estrés positivo) aporta energía al cuerpo y ayuda a enfrentar problemas, fomentando la creatividad, la iniciativa y la eficacia.

    Claros ejemplos de este efecto son las siguientes situaciones: comenzar un nuevo trabajo, comprar una casa, etc.

    La reacción positiva ocurrirá si quien presenta la tensión sabe cómo “ver” lo bueno de las situaciones e interpreta de forma optimista las consecuencias.

    Estrés negativo

    El distrés (estrés negativo) se refiere a cuando una persona no es capaz de controlar una situación. La presión paraliza, perjudica el rendimiento y afecta el día a día.

    Ante este tipo de tensión, uno debe tener cuidado porque afecta tanto en lo físico como en lo mental.

    Altera los sistemas inmunológico, digestivo, cardiovascular y reproductivo, provocando insomnio, irritabilidad o tristeza, dolores de cabeza, entre otros síntomas.

    Si la presencia de alerta se prolonga, se debe recurrir a un especialista, ya que puede producir enfermedades graves.

    ¿Se puede evitar llegar a este resultado? Sí, mediante ejercicios como los siguientes.

    mujer con estrés

    Ejercicios de respiración antiestrés

    Estas técnicas respiratorias ayudan a relajarse, fortalecer los pulmones, calmar la ansiedad, dormir y disminuir el estrés.

    Respiración equitativa

    Inhalar contando hasta cuatro y exhalar de la misma forma. Todo por la nariz, así beneficiar la resistencia natural de respiración. Concentrarse en calmar el sistema nervioso y reducir el estrés.

    Respiración abdominal

    Con una mano en el pecho y la otra en la panza, inhalar profundamente por la nariz, asegurándose que el diafragma (no el pecho) se llene de aire, y exhalar al crear un ensanchamiento en los pulmones. Hacerlo de 6 a 10 respiraciones lentas por minuto.

    Respiración alternada por las fosas nasales

    En una postura cómoda de meditación, tapar la fosa nasal derecha e inhalar profundamente por la fosa nasal libre. Al terminar de inspirar aire, cubrir la fosa nasal contraria y exhalar.

    Respiración del cráneo brillante

    Empezar con una larga y lenta inhalación y continuar con una rápida exhalación generada desde la parte de debajo de la panza.

    Son ejercicios tan sencillos que se pueden hacer en cualquier lugar y ayudan en los mejores momentos. Sin duda, no permiten que el estrés gane.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Esta web utiliza cookies propios y de terceros para personalizar el contenido, anuncios y tráfico web. Más información